jueves, 7 de junio de 2007

Morales comandará la defensa en Asunción

La comisión de defensa de la altura, que jugará su partido más importante los días 14 y 15 en Asunción, contará con un “refuerzo” de peso: el presidente de la República, Evo Morales Ayma, encabezará la comitiva que irá a la capital paraguaya a luchar para que la Confederación Sudamericana (Conmebol) levante el veto al fútbol en sitios cuya altura es superior a los 2.500 metros sobre el nivel del mar.

“Le pido a la FIFA que no descuartice al fútbol. Que no divida a los países sudamericanos. Que no divida a los pueblos que somos hermanos como antes lo hicieron”, dijo Morales al cerrar la Cumbre “Unidad por la Universalidad del Deporte”, cuando anunció que, por ser una cuestión de Estado, la próxima semana estará en persona en la sede de la Conmebol, cuando a los países andinos les toque defender su derecho de jugar en la altura.

El Primer Mandatario boliviano aceptó la petición hecha durante la cumbre por el alcalde de Bogotá, Luis Garzón, quien le dijo que si él —en su condición de líder del movimiento contra el veto— va a Asunción “muchos de los que estamos aquí lo vamos a acompañar”, en alusión a la conformación de una comisión política que respaldará de cerca la petición de los países andinos.

“Estoy seguro de que vamos a ganar esta batalla para que nunca más piense la FIFA en vetar a los países que vivimos en altura. Estamos unidos para evitar este descuartizamiento”.

Evo Morales recordó que el deporte “une a los pueblos, es integrador, y hoy, aquí, estamos apostando por la unidad” y dijo ser un convencido de que, “al margen de recoger trofeos, el secreto del deporte es la integración de los pueblos”.

Hizo un llamado a todos los países “que practican deporte en las llanuras” a que “no tengan miedo a la altura, como no tienen ningún miedo nuestros deportistas de practicarlo en la llanura”.

También pidió a esos países, sobre todo a los que apoyan el veto de la FIFA, “que respeten con altura a quienes vivimos en la altura y que ganen con altura sin ningún miedo, sin ninguna cobardía”.

Morales desestimó a quienes promueven el veto y dijo que éste se da por “viejos prejuicios e ignorancia”.

“Vetos arbitrarios y decisiones oscuras no conseguirán que el fútbol desuna a América Latina”, reafirmó.

Agregó que el fútbol no puede perder “su espíritu universal” y que poner límites a su práctica significa quitarle los “valores humanos” que atesora.

Morales subrayó que la decisión del máximo organismo del fútbol mundial no obedece a las razones médicas alegadas, sino a “consideraciones comerciales y mercantiles” que algunos países defienden.

El Mandatario también instó a nuestros deportistas, en especial a los de la Selección nacional de fútbol, a “dignificar a Bolivia, nacionalizar el orgullo boliviano jugando dignamente y demostrando que, en la altura, podemos clasificarnos a eventos internacionales”.

“Tenemos que fortalecer y relanzar a nuestra Selección de fútbol para que, así como en años pasados nos representó dignamente, con mucha altura, también lo haga ahora. Y nosotros tenemos la obligación de apoyarla”.

“Que Pelé no discrimine”

Evo Morales hizo un llamado “al hermano rey del fútbol mundial, Pelé”, a que no apoye el veto a la altura y no discrimine “a otros discriminados, que somos los países afectados por el veto”.

La ex estrella brasileña del fútbol mundial declaró la semana pasada que apoyaba la polémica decisión de la FIFA, de prohibir los partidos en ciudades ubicadas a más de 2.500 metros sobre el nivel del mar.

“Considero (la medida) interesante porque (los brasileños) siempre fuimos los perjudicados. No entendí por qué esperaron tanto tiempo para tomar esa decisión”, afirmó Pelé.

“Hay algunos otros lugares en que los partidos pueden ser disputados. No necesita ser en la ciudad más alta del país”, agregó.

Enterado de esa declaración, Evo Morales le recordó a Pelé que “antes su raza y su movimiento eran discriminados” y, por tanto, “un discriminado no puede discriminar a otro discriminado, que somos los puestos que vivimos en la altura”.

Evo sostuvo que todavía siente una admiración por el llamado rey del fútbol y dijo que “es importante que el hermano Pelé defienda a sus hermanos discriminados que en este momento soportamos una tremenda marginación y exclusión de parte de la FIFA”.

El dato

EMPIEZA LA GIRA

Un equipo formado por autoridades del Gobierno, encabezadas por el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, y dirigentes del fútbol emprenderá hoy una gira por varios países de Sudamérica para exponer la postura boliviana y buscar apoyo tanto político como deportivo. La comitiva visitará Chile, Argentina, Uruguay y Paraguay.

La reunión más importante se dará entre lunes y martes de la próxima semana, en Buenos Aires, con el titular de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) y vicepresidente de la FIFA, Julio Grondona.

No hay comentarios: