martes, 12 de junio de 2007

La altura no es dañina

El médico ecuatoriano Patricio Maldonado, miembro de la Comisión Médica de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), se reunió ayer con sus colegas del Instituto Boliviano de Biología de la Altura (IBAA) para intercambiar información y experiencias sobre estudios del fútbol en la altura, para llevar un documento conjunto a la reunión del jueves, en Asunción.

“Tenemos que defender con propuestas sólidas nuestra posición que el fútbol en la altura no es dañino para la salud de los jugadores. Los estudios del IBBA van a servir de base fundamental sobre el tema”, indicó Maldonado.

Añadió que la adaptación a la altura es fisiológica, que si bien no es lo mismo jugar en cualquier lugar es algo que puede ser sobrellevado, y que jugar en lugares a más de 40 grados de calor y una elevada humedad es más peligroso que hacerlo en la altura.

“Estamos haciendo un intercambio de experiencia institucional. Ecuador tiene una medicina desarrollada y nosotros vamos a mostrar nuestros estudios y recopilar los datos que tenemos hasta el momento”, manifestó Enrique Vargas, director del IBBA, que a su vez lamentó que las investigaciones se hayan paralizado desde el 2002, constituyéndose esa situación en un error.

PROPUESTA

Al margen de elaborar el documento que demuestre que la altura no daña la salud de los deportistas a ser presentado en la Conmebol, también se propondrá la realización de un estudio sobre el tema al organismo sudamericano como a la FIFA. “La Confederación Sudamericana de Medicina del Deporte va a proponer la realización de un estudio científico serio y minucioso para sacar conclusiones válidas, porque el que tiene es superficial y al mismo tiempo abrir el debate sobre los criterios diferentes que se tenga”, señaló Maldonado.

UNIVERSALIDAD

Al margen de lo estrictamente médico, Maldonado aseveró que no se puede ir en contra de la universalidad del deporte y por tanto el veto tendría que ser revertido.

“Partimos que el fútbol es universal y como tal debe jugarse en las condiciones donde nosotros vivimos, nadie nos puede limitar a jugar hasta determinada altitud, porque entonces estaríamos excluyendo a una gran cantidad de gente”, comentO.

No hay comentarios: