miércoles, 27 de junio de 2007

Inconformes Bolivia y Ecuador con nuevo veto a la altura

Los tres representantes de la Conmebol ante la FIFA de Argentina, Brasil y Paraguay se reunieron en Suiza con el presidente de la FIFA para presentarle la postura del organismo sudamericano.

Dice Maradona “estar con Bolivia a muerte” en el tema de la altura
Rectifica FIFA y prohíbe jugar a más de tres mil metros de altura
San Cristóbal, Venezuela.- Bolivia y Ecuador criticaron el miércoles la decisión de la FIFA de mantener en pie el veto a los partidos a más de tres mil metros sobre el nivel del mar y acusaron a los tres representantes de la Conmebol ante el organismo mundial de no defender bien a los países andinos.

La FIFA enmendó su prohibición original de partidos internacionales a dos mil 500 metros, pero el nuevo techo excluyó a La Paz, la principal urbe de Bolivia donde la selección de ese país tenía previsto disputar las eliminatorias mundialistas.

Además, quedó vetada la ciudad peruana de Cusco, donde Perú quería enfrentar a Brasil y Argentina por las eliminatorias de la Copa del Mundo 2010.

“El tema de la Conmebol, de alguna manera, no ha sido escuchado como corresponde, y eso nos preocupa a nosotros. Esto para mí, no me huele bien… dentro del seno de la Conmebol hay algo que huele hediondo'’, dijo en Caracas el presidente de la Federación Boliviana de Fútbol, Carlos Chávez.

“No podemos entender cómo si los 10 países estaban de acuerdo a apoyar jugar en la altura, la FIFA tomó esta determinación'’, agregó.

La Conmebol aprobó a mediados de junio de forma unánime una resolución de apoyo a los países andinos, en la que sus miembros acordaron pedirle a la FIFA que revocara el veto por completo hasta que se realizaran más estudios médicos y científicos.

Los tres representantes de la Conmebol ante la FIFA _Julio Grondona (Argentina), Ricardo Teixeira (Brasil) y Nicolás Leoz (Paraguay)_ se reunieron en Suiza con el presidente de la FIFA Joseph Blatter para presentarle la postura del organismo sudamericano.

Luego de la reunión, se anunció la enmienda al reglamento, que prohibe los duelos de eliminatorias mundialistas a más de tres mil metros.

El cambio le abrió las puertas a ciudades como Bogotá (dos mil 640 metros), Quito (dos mil 800), Cochabamba (dos mil 500) y Toluca (dos mil 680).

“Queremos saber el informe, obviamente, de la participación de nuestros tres representantes sudamericano'’, afirmó Chávez, quien solicitó una reunión de emergencia con el comité ejecutivo de la Conmebol entre el jueves y el viernes cuando su líder Leoz llega a Venezuela.

El presidente de la Federación Ecuatoriana de Fútbol, Luis Chiriboga, se solidarizó con su colega boliviano a pesar de que Quito se salvó del veto.

“Como sudamericano creo que no es una decisión acertada, es injusto que se deje fuera a Cusco y a La Paz'’, comentó Chiriboga en Puerto Ordaz, donde Ecuador enfrentaba el miércoles a Chile en su debut en la Copa América.

Sostuvo que Ecuador apoyaría cualquier protesta de Bolivia y Perú, e hizo eco a las críticas al trío que representó a la Conmebol.

“Vamos a pedir que se nos muestre las actas y las grabaciones de la reunión en la FIFA para analizar'’, sostuvo.

Tanto Chávez como Chiriboga dijeron que si el veto a la altura es final y firme, también se deben revisar los partidos internacionales en situaciones de calor y humedad extremas.

Los andinos encontraron un inusual apoyo en el técnico de Argentina Alfio Basile, quien afirmó que “está bien que se juegue en cualquier cancha'’.

“Pero ahora me pregunto: ¿Si antes se podía jugar en La Paz, porque ahora no?'’, señaló “Coco'’ Basile en el hotel de la selección albiceleste en Maracaibo.

Irónicamente, el entrenador de Colombia Jorge Luis Pinto fue menos solidario con sus colegas andinos y señaló que le pareció “una decisión objetiva, funcional'’.

“Hay algunos intereses indudablemente que es necesario entender pero es una decisión muy objetiva, muy real'’, dijo.

“La decisión de la FIFA nos gusta, hubo respeto para los países andinos, es un benefició para el fútbol, seria absurdo aislar a cuatro, cinco países, es como si los equipos nuestros países no fueran a jugar a Argentina, a Brasil, a Uruguay'’, sostuvo.

Pinto indicó que aún no se ha decidido si Colombia disputa los partidos como local a nivel del mar o aprovechará la altura de Bogotá.

El presidente boliviano Evo Morales encabeza una campaña internacional en contra del veto, y tenía previsto viajar el Suiza para reunirse el jueves con Blatter.

Morales estuvo el martes en la inauguración de la Copa América en Venezuela, donde Bolivia empató 2-2 con el anfitrión, y no quedó claro si la visita a Blatter se mantenía en pie.

“Los bolivianos tenemos el derecho de escoger el lugar donde queremos jugar en nuestro territorio. Si el argumento es que el estadio es chico que se está cayendo a pedazos, la obligación de un cambio se puede entender, pero este no es el caso'’, dijo el volante boliviano Joselito Vaca, jugador titular en el partido inaugural.

“Vivimos en la altura, los partidos deben ser donde uno vive. Nos indigna lo que está pasando'’, agregó.

El zaguero de la selección colombiana Mario Alberto Yepes apuntó que “se hizo justicia a medias, ya que no debería haber veto para ninguna ciudad del mundo'’.

“En lo particular, estoy contento por la habilitación de Colombia'’, agregó el defensa del Paris Saint Germain.
Milenio

No hay comentarios: